Los chicos y el uso sano de la Web

Sab, feb 25, 2012

Internet

Los adolescentes de hoy viven entre tres pantallas: la televisión, el celular y la computadora. La televisión es el único medio presente en todos los hogares argentinos, el más democrático y universal. El celular es el que más acompaña a los chicos en su vida cotidiana, el único que está encendido todo el día y el que les permite dos de las acciones favoritas de los adolescentes: escuchar música y comunicarse con amigos. La computadora es el medio que más creció en las casas argentinas en el último año y el que agrega a la vida de los chicos la actividad que más disfrutan: navegar por Internet. De hecho, en la Argentina, prácticamente todos los adolescentes tienen acceso a Internet, ya sea desde su casa, desde la escuela o desde un locutorio del barrio.

Los adolescentes navegan para casi todo: comunicarse con amigos, buscar información, escuchar música, ver películas, mirar televisión, hacer la tarea, jugar en red, producir contenidos, descubrir nuevos sitios web. A través de Internet, los adolescentes hablan, escriben, leen, escuchan, relacionan, comparan y desarrollan habilidades que son propias de esta generación, “la generación multimedia”. Los adolescentes de hoy tienen sensibilidades diferentes, distintas formas de pensar, maneras diferentes de vincularse con el conocimiento, de aprender, de relacionar y de construir saberes.

Internet les da, además, una fuerte autonomía respecto de sus familias. Es un espacio propio, que “les pertenece” y en el que ellos deciden si dejan o no “entrar” a los adultos. Internet ayuda a los adolescentes a construir una relación con los otros de una manera más libre. En la percepción de los chicos, en Internet no hay adultos. La mediación electrónica y la ausencia de imagen física les permiten hablar de sí mismos con mayor autenticidad. A diferencia de lo que se suele decir, las tecnologías no han aislado a los chicos y no los convierten tampoco en autistas de pantallas. Muy por el contrario, han generado nuevas formas de sociabilidad juvenil.

Los adolescentes pasan muchas horas por día en Internet y este consumo se acerca cada vez más al tradicional predominio de la televisión. Así, los adultos tienen un papel esencial que cumplir. Internet es fundamental en la vida de los chicos, pero es necesario que la navegación sea responsable. Antes de empezar un nuevo ciclo lectivo, vayan algunas sugerencias para fortalecer el uso que hacen los adolescentes de la Web:

  • Mantener la computadora en una sala de circulación colectiva . Cuando los chicos tienen la computadora conectada a Internet en su habitación, además de aumentar el tiempo de uso, lo hacen en soledad. Y si están solos en su cuarto, en un espacio que les es propio, disminuye la capacidad de los adultos para saber qué hacen cuando navegan. Para evitar el alto consumo de Internet y la soledad de la navegación es conveniente ubicar la computadora en espacios de circulación colectiva, como la sala de estar, la cocina, un escritorio o el comedor.
  • Navegar junto a ellos . La mejor manera de conocer qué hacen los chicos cuando están en Internet es navegar con ellos (aunque sea durante un rato). Esto les permitirá a los adultos comprender qué sitios web eligen, por qué los prefieren y cuáles son los usos más frecuentes que hacen los chicos de Internet.
  • Construir entre todos un “Código familiar de Internet” . Escribir entre todos un código familiar sobre la utilización de Internet es un buen principio. El código compartido permite acordar el tiempo de uso por día, los contenidos que se ven, los sitios que pueden visitar, las reglas para un chateo seguro, las normas para no comprar objetos por Internet y la manera de evitar la navegación en sitios no deseables (racismo, pedofilia, pornografía, etcétera).
  • Explicar que no deben dar datos personales . Es conveniente aclararles que en ningún caso manden datos sobre ellos por Internet (nombre y apellido, edad, dirección, escuela, horarios de actividades, etcétera). Y aun si quieren suscribirse a alguna página o sitio, es mejor crear una dirección electrónica de la familia -a la que todos tengan acceso- para recibir la información o los mensajes.
  • Hablar del chateo con seguimiento . El chateo es el uso principal que hacen los adolescentes de la Web (MSN, redes sociales, etcétera). Es importante que los adultos -y los chicos- sepan que los foros de discusión en los que participan son seguros y que conocen a aquellos con quienes chatean. No comunicarse con desconocidos y mucho menos encontrarse personalmente con gente que sólo conocen por la Web son dos temas que conviene charlar en familia.

Queda claro entonces que, como siempre, la clave es el diálogo. Hablar sobre los riesgos que puede provocar un uso excesivo o no responsable de Internet es la mejor manera de asegurar que los adolescentes naveguen por la Web con una buena brújula.

Fuente: http://www.lanacion.com.ar/1451139-los-chicos-y-el-uso-sano-de-la-web

, , ,

This post was written by:

- who has written 67 posts on Informática.


Contact the author

Dejá un comentario